Un fin de semana DE CHUCHOS

Se imaginan un fin de semana entero en un lugar relajado, con amigos, sus chuchos, los chuchos de los amigos, un horno de pizza, piscina, espacio para que los chuchos corran…  pues así fue nuestro fin de semana pasado, nos fuimos con los tíos y las primas favoritas en un fin de semana DE CHUCHOS.

No se si ya les he contado, pero la Nola es FELIZ con sus primas Frida y Cali, ellas en los paseos se desentienden de nosotros (sus humanos) y se la pasan jugando, corriendo, investigando, encontrando; con breves pausas para tomar agua y recargar energía.  Este fin de semana no fue la excepción; las tres se encargaron de recorrer todo el terreno de la casa, cuando había mucho silencio las llamábamos y ellas saltaban de la nada corriendo, hubo un momento en el que me di cuenta que ahora, nosotros eramos los que nos desentendíamos de ellas, son como los tres mosqueteros cuando están juntas, son un torbellino y este fin de semana jugaron hasta el cansancio además de descubrir los nísperos.

Frida y Cali, las primas favoritas de la Nola <3

La Xixi (hermana de Frida y Cali) tuvo diversión a su manera, ella no disfruta mucho la compañía de la Nola pero eso no le impidió estar contenta y correr y saltar por la casa.

Xixi, hermana de Frida y Cali, fue rescatada en el CENMA

La piscina fue una mezcla de diversión y preocupación, Don Jorge a pesar de los cuidados se fue varias veces en la piscina, eso lo asustó un poco la primera vez, pero los perros saben nadar por instinto y Jorge nadó por primera vez, creo que no le gusta mucho el agua, prefiere investigar y oler todo lo que hay cerca y eso hizo también este fin de semana.

Jorge Phelps en la piscina, nadando con gracia y estilo

La Sushi tampoco se salvo del piscinazo, se fue dos veces pero ella salía de la piscina más ofendida que asustada, ella es muy pilas y fue muy cuidadosa de las gradas y la piscina después del bochornoso acontecimiento, ella también disfruta del reconocimiento e investigación del terreno en cuestión y a eso se dedicó el fin de semana, además de aprovechar las instalaciones para tomar largas siestas.

Después de la piscina, al sol bien emponchadita

La Nola y Wasabi entraron a la piscina pero no por su decisión y también nadaron un poco, en contra de su voluntad.

Wasabi nadando por primera vez 😀

La libertad y el espacio que tuvieron fue algo increíble para todos, correr, investigar, nadar (a la fuerza) asolearse, muuuucha grama, fue increíble, fueron dos días fantásticos que disfrutamos humanos y chuchos.

Este fin de semana nos dejo las baterías recargadas, definitivamente pasar dos días con tus chuchos y tus amigos es la pura felicidad, lejos de todo, sin preocupación de dejar a los peludos porque ellos están pasándola bien contigo, eso definitivamente “no tiene precio”; claro, para los chuchos, fue todo lo contrario, se descargaron y hasta el martes volvieron a la normalidad.

Viajar con los chuchos es más fácil de lo que parece, pero uno debe asegurarse de que ellos tengan lo necesario, hace ocho días cuatro humanos y siete perros y un gato pasamos un lindo fin de semana pre locura de fin de año, en una linda casita muy cerca de la ciudad, viajar con las mascotas es de lo mejor y encontrar lugares fantásticos para pasar el tiempo con ellos es increíble y deberíamos hacerlo más  seguido.

Leave a Reply